hidratación corredores

La hidratación de un corredor, es un factor importante que contribuye al rendimiento deportivo en carreras y en entrenamientos.

Junto al oxígeno, el agua es una de las sustancias mas importantes para la vida humana, y representa entre el 50%/60% del peso corporal.

Así, el agua es el principal componente de la sangre y ayuda a transportar  nutrientes energéticos a los músculos .

Ademas, el agua lubrica las articulaciones; hace de amortiguador para los órganos y los tejidos; ablanda los alimentos para su digestión y como componente principal de la orina, ayuda a disolver los productos de deshecho.

Si el ser humano requiere de líquido para funcionar, es entendible que  los corredores necesiten beber mayores cantidades.

Cuanto mas corres, mayor es la pérdida de líquido, por lo que las necesidades de hidratación también se incrementan (lo que no significa que debas beber líquido en forma constante).

Teniendo en cuenta todo ello, es importante determinar qué es mejor para un corredor: ¿llevar sus propias bebidas o depender de las de la organización del evento.

LLEVAR O NO LLEVAR TUS BEBIDAS, ESA ES LA CUESTIÓN

Aunque en la mayoría de las carreras,  se suele ofrecer hidratación para sus participantes (bebidas deportivas y/o agua), son muchos los corredores que optan por llevar sus propias bebidas.

Para que puedas tomar un decisión inteligente, te recomendamos que analices los siguientes aspectos:

ANALIZA LA NECESIDAD

Aunque en carreras de larga distancia, la hidratación durante la carrera es un aspecto clave; en carreras cortas, las bebidas que consumimos durante el evento, tienden a no ser tan importantes (salvo que corras en temperaturas muy elevadas).

Por ello, el primer aspecto a tener en cuenta, es determinar si vas a necesitar consumir líquido durante la carrera.

Aquí, deberás tener en cuenta que el líquido que consumes puede tener una doble función: servir para hidratar (el agua) o realizar un aporte energético (bebidas deportivas con carbohidratos).

Aunque existen matices dependiendo de la temperatura en la que correrás, podríamos decir que:

– EN CARRERAS DE MENOS DE 10K: No se requiere hidratación durante la carrera.

– EN DISTANCIAS SUPERIORES A LOS 10K: Comienzas a necesitar bebidas que ayuden a hidratar y un aporte energético extra (especialmente en medio maratón y maratón).

Por último, vale destacar que, en todas las distancias, la hidratación previa a la carrera es un factor determinante de tu rendimiento, ya que nuestro cuerpo necesita de líquido para funcionar correctamente.

LA DISTANCIA DE LA CARRERA

Cuanto más larga es la distancia de la carrera, mas necesario será que refuerces tu hidratación. Sin embargo, cuanto mas larga sea la distancia, mas molesto será llevar tu propias bebidas.

LA INTENSIDAD DE LA CARRERA

El ritmo al que vayas a correr la carrera, también debe ser un aspecto a tener en cuenta para elegir si te conviene llevar o no tus propias bebidas.

En carreras que permiten correr a ritmos rápidos (como un 5k o 10k), llevar una botella en la mano o cinturones de hidratación, puede ser molesto (además de innecesario en la mayoría de los casos).

ANALIZA LA HIDRATACIÓN DEL EVENTO

Analiza la hidratación que será ofrecida en tu carrera, y determina si se ajusta a tus necesidades.

En la mayoría de los casos, además de agua, suelen ofrecerse alguna de las marcas mas utilizadas en bebidas deportivas, lo que suele simplificar las cosas.

Cada una de las opciones, tiene sus aspectos positivos y negativos, y en buena parte dependerá de tus gustos, necesidades y objetivos.

Lo importante es que verifiques qué te ofrecerán y decidas si lo ofrecido te resulta útil. Si en la carrera ofrecerán una bebida que sabes que te genera problemas estomacales, inevitablemente deberás recurrir a tus propias alternativas.

flickr photo by kleuske http://flickr.com/photos/kleuske/7983441649 shared under a Creative Commons (BY-SA) license

Loading...