no cambies
Loading...

Cuando llega el día de la carrera para la que has entrenado durante meses, no es un buen momento para realizar cambios y probar cosas nuevas.

El cuerpo humano tiene un gran poder de adaptación, pero siempre reacciona mejor a condiciones y situaciones que conoce.

Por ello, en esta nota te contaremos las 6 cosas que nunca debes modificar  antes de un carrera y así puedas demostrar todo lo que has mejorado cómo corredor.

La experimentación es para los entrenamientos, donde alguna molestia que pueda afectar  tu rendimiento no es tan importante cómo durante una competición, por ello evita introducir cambios en los siguientes puntos:

Las zapatillas

Salvo que corras descalzo, las zapatillas suelen ser una de las herramientas indispensables para un corredor.

Las zapatillas nuevas necesitan usarse durante algunos entrenamientos (no menos de 30 kilómetros) para que estén amoldadas a tus pies.

Asimismo, durante esos entrenamientos podrás detectar sí las zapatillas son las adecuadas para ti o si es mejor conseguir otras.

Durante los primeros usos de una zapatilla nueva, no es raro que se produzcan alguna molestias, incomodidades  o fricciones (que pueden generar ampollas).

Por ello, el día de la carrera, utiliza un par de zapatillas al que estés acostumbrado y evita las sorpresas de correr con zapatillas nuevas.

Nadie está exento de eventos desafortunados (una zapatilla que se rompe el día anterior, una lluvia que mojas nuestras zapatillas o un perro que se las come).

Una buen manera de evitar que estos acontecimientos te afecten, es tener mas de un par de zapatillas y saber que puedes contar con ellas el día de la competición.

Calcetines

Correr una carrera con calcetines nuevos, puede ser tan problemático cómo hacerlo con zapatillas nuevas.

data-ad-format="rectangle"

Calcetines inadecuados pueden hacerte transpirar demasiado en tus pies, producir fricciones y ampollas; molestias mas que suficientes para arruinar tu desempeño en una competición.

Recuerda, probar tus calcetines nuevos en al menos un entrenamiento.

Shorts/Camisetas

Shorts y camisetas nuevas, pueden producir fricciones muy molestas al correr, por lo que te recomendamos utilizar tus favoritos.

En el caso de correr con camiseta oficial del evento (muchas carreras  incluyen la camiseta), intenta probarla un día antes para evitar sorpresas.

Tu ritmo de carrera

Antes de una carrera,  deberías conocer cual será tu ritmo de carrera y haberlo probado en algunos entrenamientos.

Evita presentarte el día de la carrera sin conocer cuál sera tu estrategia de carrera y a que ritmo la correrás. Así, evitarás que la ansiedad y los nervios te venzan.

Comidas e hidratación

Conserva la rutina alimenticia y de hidratación a la que estás acostumbrado y evita probar nuevas comidas o bebidas antes de una carrera.

En muchos eventos deportivos (antes y durante) se entregan alimentos y bebidas deportivas que prometen un mayor rendimiento deportivo y muchos corredores caen en la tentación de probarlos.

Esta, es una regla de oro de todo corredor que desea lograr el éxito en una carrera, utiliza las comidas y bebidas que sueles comer antes y durante tus entrenamientos.

El calentamiento

El calentamiento es la forma de preparar nuestro cuerpo para la exigencia física que significa competir en un carrera.

Por ello, utiliza la forma de calentar a la que  estés acostumbrado y evita realizar movimientos y técnicas que tu cuerpo desconoce.

Imagen | http://www.flickr.com/photos/-wit-/4611572289

Loading...