descansando
Loading...

Nota: Este es un artículo elaborado por Victor García, corredor olímpico, Entrenador Nacional y Licenciado en Ciencias del Deporte

Para todo corredor, después de competir o entrenar comienza un proceso que en muchas ocasiones es tan importante como la competición que acabamos de realizar, los procesos de recuperación y reparación de los daños que hayamos sufrido en nuestro cuerpo.

Tras acabar de competir o luego de un entrenamiento muy fuerte, comienza una cuenta regresiva para volver a estar en las mejores condiciones posibles el día que nos marquemos, que puede ser otra competición o el siguiente entrenamiento importante.

Por ello, la recuperación es un proceso indispensable para todos los corredores, sin diferenciar amateurs de profesionales. 

Consejos para recuperarte mas rápido después de correr

Teniendo en cuenta la importancia de la recuperación, a continuación algunos consejos:

-Cambiate

Inmediatamente después de correr, es importante que te abrigues bien, cambies  tu ropa y evites exponerte al frío.

De ese modo, reducirás el riesgo de enfermarte, ya que es importante darse cuenta de que luego de un fuerte entrenamiento o competición es probable que hayas acabado extenuado  y sudado lo que supone un riesgo importante de sufrir los avatares del frío.

Por tanto, secarnos bien, ponernos ropa seca y abrigada será vital para estar rápidamente listos para tu próxima carrera o entrenamiento importante.

– Calma

Luego de cambiarte, es recomendable trotar muy suave a modo de vuelta a la calma durante al menos 10 minutos.

[adrotate banner=”6″]Aunque en buena parte depende de los gustos  con 10 minutos de trote suave suele ser suficiente.

Si  sientes que necesitas más tiempo para  soltar tus piernas, puedes trotar un poco mas;  lo importante será ir muy suave y así eliminar los desechos que hemos producido en competición.

-Estiramientos

Despúes de cambiarte y realizar el trote suave para soltarte, deberías pasar a la fase de estiramientos.

Dedicar al menos 15 minutos a esta fase, donde deberás estirar bien,  aunque no muy fuerte.

data-ad-format="rectangle"

El objetivo es la relajación de los músculos y permitirles que recuperen más rápidamente.

Los estiramientos debería ser realizados en todos los grupos musculares, aunque especialmente focalizando en nuestro tren inferior que es el más castigado en el running.

– Hidratación/Alimentación

A fin de reponer líquido, mientras estiras puedes hidratarte con agua y si es necesario sales minerales (en el caso de que el entrenamiento/carrera haya sido muy intenso, largo y/o a elevadas temperaturas).

En esta fase, también es de utilidad  ingerir algo de alimento, un plátano, una barrita energética o cualquier alimento de asimilación rápida para recargar los depósitos de glucógeno que hemos vaciado.  El tiempo es oro y cuanto antes lo hagamos mejor.

Para determinar qué comer y/o beber, es importante que seas inteligente y analices que tipo de competición o entrenamiento has realizado. Te recomendamos leer este artículo.

– Masajes

Por último, tras hacer estos pasos, puede ser de utilidad un masaje suave para  ‘limpiar’ la musculatura y recuperarla mejor.

Aquí será muy recomendable un masaje con hielo o meternos en agua helada, para facilitar la recuperación.

[divider]AL TERMINAR[/divider]

Luego de seguir estos consejos, relajación, buena alimentación y mucho descanso previo a la competición o entrenamiento que tengas a la vista.

El tiempo es oro, y tener una guía ayudará a estar en mejores condiciones para afrontar la competición que se aproxima. 

[alert type=blue ]Víctor García:  Atleta de élite (medallista Europeo 2012, olímpico Londres 2012 y campeón de España en los 3000 metros indoor 2014) – Licenciado en Ciencias del Deporte y Entrenador Nacional de Atletismo[/alert]

Loading...