correr en el frío
Loading...

En mayor o menor medida, en algún momento del año en tu ciudad hará frío, y aunque muchos corredores le temen al invierno y lo utilizan como excusa para dejar de entrenar, lo cierto es que las bajas temperaturas son ideales para los corredores.

Tu cuerpo requiere de tiempo para adaptarse a las exigencias del entrenamiento regular y para mejorar, y por ello es vital que te esfuerces por correr todo el año y de forma frecuente.

Por ello es vital que intentes correr con frío o calor, cuando tengas la motivación alta o baja, sólo o con amigos, cuando te preparas para una gran carrera o cuando has alcanzado tus objetivos.

Entrenar en forma constante y consistente todo el año(no solo cuando el clima acompaña) y convertir el running en un hábito placentero es vital.

Incluso pequeñas cantidades de entrenamiento sobre una base regular es preferible a abandonar por completo los entrenamientos porque no te gusta el frío.

Por ello, para ayudarte a convencerte de continuar entrenando cuando hace frío, te invitamos a descubrir los grandes beneficios de correr con bajas temperaturas.

ENTRENA TU RESISTENCIA

La temporada de frío en tu ciudad, es ideal para trabajar y focalizar en  el desarrollo de la ​​resistencia.

Las bajas temperaturas son ideales para aumentar gradualmente el volumen de entrenamiento (tu kilometraje) y así mejorar tu resistencia. Las bajas temperaturas son ideales para realizar buenos fondos (los mas largos de la semana).

Por el contrario, realizar este tipo de entrenamientos largos  ante la presencia de elevadas temperaturas, puede ser realmente difícil (aunque no imposible). En climas fríos, nuestro cuerpo tiene que trabajar menos para mantener una temperatura corporal equilibrada (cercana a los 37 grados) y por ello, los entrenamientos largos tienden a sufrirse menos.

La cantidad de kilómetros que corres en tus entrenamientos, son la columna vertebral del plan de entrenamiento de un corredor.

Si corres poco en tus entrenamientos, te estancarás y no podrás mejorar cómo corredor, pero si aumentas la cantidad de kilómetros que corres demasiado rápido, tu cuerpo sufrirá  y no podrás mantenerte sano y libre de lesiones.

Por ello, será clave que aumentes  la cantidad de kilómetros que corres y que lo hagas de una manera equilibrada, que permita a tu cuerpo adaptarse a las nuevas cargas de trabajo y así, disminuir las probabilidades de lesionarte.


RELACIONADO:

data-ad-format="rectangle"

COMO CORRER MAS KILÓMETROS


DESARROLLA TU FUERZA

Aunque el entrenamiento de la fuerza es vital para los corredores, es uno de los aspectos mas olvidados por la mayoría de ellos.

El entrenamiento de fuerza, no significa entrenar para hipertrofiar nuestros músculos (aumentar su tamaño), sino convertirlos en músculos poderosos que puedan soportar las exigencias del running.

El entrenamiento de fuerza, tiene muchos beneficios para los corredores en general, pero destaca la posibilidad de aumentar el rendimiento y prevenir lesiones.

Aunque el entrenamiento de fuerza puede realizarse cómodamente en tu casa todo el año, son muchos los corredores que asisten de forma regular a un gimnasio.

La variedad de máquinas, barras y sobretodo pesas, pueden resultar muy atractivas para aquellos que buscan el desarrollo de la fuerza máxima.

Sin embargo, cuando se acercan los días de calor, los gimnasios suelen llenar de personas que buscan recuperar la figura para poder lucir sus cuerpos en las playas. El resultado es notorio, mucha desesperación y mucha gente en el gimnasio.


RELACIONADO

LAS SEIS COSAS QUE DEBES SABER SOBRE EL ENTRENAMIENTO DE FUERZA


TE AYUDARÁ A LESIONARTE MENOS DURANTE EL AÑO

Lamentablemente, las lesiones son moneda común entre corredores y las zonas del cuerpo mas lesionadas  suelen ser las rodillas, los pies y tobillos, las caderas, el tendón de aquiles y las pantorrillas.

En corredores las lesiones mas comunes son: el síndrome patelofemoral;  síndrome de la banda iliotibial , la fascitis plantar, tendinitis rotuliana y la aquiliana.

Si aprovechas las épocas de bajas temperaturas para aumentar tu kilometraje y desarrollar tu fuerza, no solo obtendrás mejores rendimientos, sino que podrás lesionarte menos durante el año.

El aumento de la cantidad de kilómetros que corres semanalmente, produce adaptaciones dentro de tu cuerpo, que te permitirán corren más y más rápido.

Cuanto mejor es la base de kilómetros que puedes correr, mayor será la dureza con la que puedes entrenar cuando te prepares para participar en carreras y en consecuencia tendrás mayores posibilidades de cumplir tus objetivos.

FORJA TU CARÁCTER

Cuando hace frío, es habitual que haya más pereza a la hora de salir a correr y la tentación de quedarte en casa sea grande.

Vencer las adversidades y salir de tu zona de confort, es una forma perfecta de forjar el carácter de un corredor.

Saber que eres un corredor que no se rinde ante las adversidades, a superar los momentos difíciles de una carrera.


IMPERDIBLE

MIRA LO QUE TIENE QUE HACER ESTE CORREDOR PARA ENTRENAR EN INVIERNO


Photo by Kaleb Nyquist http://flickr.com/photos/nyquik/8589255575 shared under a Creative Commons (BY) license

Loading...